LAS COSAS DE CHICO MALO

LAS COSAS DE CHICO MALO

Poemario de Azul Morrell (Argentina)

chicomaloescribe.libroedit

Editorial Galeas & Dylan

poetastrabajando.com

Palabras del editor para este libro

Se me da la oportunidad, una vez más, de presentar un poeta novel que entra al mundo de la publicación con el libro electrónico titulado “LAS COSAS DE CHICO MALO”

Azul Morrel o Chico Malo como lo conocemos en el ambiente del proyecto literario “Vino Tinto” de poetastrabajando.com nos muestra un ser que se mueve y se desarrolla en la gran urbanidad y la arquitectura de un gigante Buenos Aires. No me es necesario elucubrar el peso que debe tener una gran ciudad en el alma de un poeta sensible a lo que le rodea, respira, absorbe y le toca atestiguar; de ahí que me resulte, como opción favorable, hablar de su poesía.

“Las cosas de Chico Malo” como título de la colección de poemas, es un doble sentido. Primero, las cosas personales de él mismo, su mundo metafísico y físico, su actitud de poeta, su escape a su rincón de poeta, su espacio “fronterizado” circularmente a todo lo externo, aunque es ahí donde se encuentra la materia prima de su creación. Segundo, la colección de poemas como un resultado de una actitud de un joven con características, reales o con ínfulas decorativas, de una maldad Lazárica, esperando que este término me arrime a las cualidades de un Lazarillo de Tormes moderno y urbano.

En los primeros versos de un poema, el que da apertura a su colección de “Las cosas de Chico Malo”, nos deja claro que, al igual que a todo ser, le aprietan en el pecho una infinidad de asuntos por decir

‘‘Tengo tanto por decir…
pero no encuentro las palabras y no las quiero robar.’’

En su condición de poeta, decirlas en poesía, y decirla en su propio tono, en su propia forma aunque le toque crearlas, porque hay una honestidad personal, que le obliga a la originalidad. Característica que nos ha venido mostrando desde que le conocemos. No deja de sorprenderme, entre poemas que a veces parecen de ingenuidad
temaria soltar como rayo o latigazo de sello personal, una imagen superlativa.

“Me refugio en la noche cavada en mi silencio
caverna entre hoy y mañana
donde el tiempo duerme cuando mis heridas curo”

Al oficio de poeta se apega asumiendo su responsabilidad de tal

“Por mis sueños me empeño en resistir.”

Y en ocasiones se nos presenta testigo de su momento ante los acontecimientos brutales de nuestra sociedad en nombre de la justicia o avances de tecnología que destruyen vida ecológica y, por tanto, humanidad, como lo podemos ver en este experimento caligráfico.

cm-arbol-

Debido a su sensibilidad de humano nos muestra en verso su necesidad de expresarse con ideas de todo lo que absorbe como hombre ante un mundo que pesa demasiado, sofoca, agita y apedrea el razonamiento y desequilibra la más simple o complicada lógica.

“Tal vez
porque no encajo en el espacio
se fragmentan mis sentidos”

Su sensibilidad humana, de hombre y de poeta se refleja justa y necesaria en el siguiente poema, que además de su mensaje a grito honesto nos muestra un ritmo animado lejos de la pereza.

“Mi corazón es así, poeta
mi corazón es la flor que se abre cuando te siente en él
capaz de derramar esa lágrima, con la que también llora el alma
es ese, que sin brazos te abraza y se aferra a ti
es el que te besa y siente tus besos
bellísimos versos de tus labios.

Mi corazón es así
poeta. “

Quisiera terminar diciendo que me es de sumo honor y que me siento seguro, que en Azul Morrel o Chico Malo se me presentó la oportunidad de ser el editor de un poeta honesto y de humanidad infranqueable, a un poeta joven que abre las páginas de su razonamiento con poemas para los que gozan de poesía por poesía o del arte por el arte, así como se escucha una canción nunca escrita y la tarareamos frente al espejo
que nos muestra un poco más de nosotros mismos.

“¿Y SI NO FUERA POR LA PALABRAS?

Sin las palabras que me enseñaron
sin las palabras que me moldearon
más libre para expresarme sería
y no conocería límites, pudores

sería yo… yo entero

mejor que una pintura
natural como una flor
o como un ave
y mi poesía
sería Ser.

Y si fuera sin palabras
y tu no fueras como yo…

¿Podrías entenderme? “

Poetastrabajando.com a través de su revista literaria Letra-Z deja a las puertas de toda pupila y a las manos de todo lector la colección de poemas de Azul Morrel o Chico Malo en el libro electrónico “Las cosas de Chico Malo”

Russo Dylan – Galeas

 

Índice 

ME CUESTA

REFUGIO

ME ENAMORÉ

MÁS QUE NUNCA

RESISTIR

NATURALEZA

MI JARDÍN

EL CUERPO ENAMORADO

SABOR AMARGO

¿Y QUE HAY QUE DARTE SI NO SON LIMOSNAS?

LUGAR Y TIEMPO EQUIVOCADOS

LATÓN

ALGUIEN PASA

SINONIMOS DE AMOR

PAISAJE

TOMA MI MANO

AQUELLOS GRITOS

QUE MAS PUEDO PERDER

DOS CARGAS Y UNA MULA

¿POR QUÉ…?

DIAS DESBOCADOS

MEZCLADOS

DE VUELTA

100 Grs. DE AZUCAR, UNA PIZCA DE SAL

PÁJAROS Y SOMBRAS

NEURONAS IGNORADAS

¿SABIAS?

EL INFIERNO A TU LADO SE MUERE

QUE DICEN ESTA MAÑANA

A OSCURAS

¿DE QUÉ SE TRATA?

MIL AMORES

EN TI

EL AMOR DICE BASTA

ENAMORADO HE MUERTO

POR ESO VINE

ESTABAMOS JUNTOS

MUJERES DISTINTAS

PERSEVERANTE

FORASTERO

CORAZON AL HORNO

PISADO Y VUELTO A PISAR

TE BUSCO EN MI CORAZON

CORAZÓN POETA

¿Y SI NO FUERA POR LA PALABRAS?

MIS LABIOS POR MIL AÑOS

BORRACHA DE AMOR

 

ME CUESTA 

Tengo tanto por decir…

pero no encuentro las palabras y no las quiero robar.

Siempre pensé, que si crearlas pudiera

no tendría separada el alma del corazón.

Lo único que hago es repetir y repetir

dar vueltas sin fin.

Y cuando siento, que destronar mi razón no puedo

por más que en silencio ruego, me desespero

al ver las letras que huyen de mí.

Por eso, mientras, como puedo y sin miedo

las creo sin reglamento

con un poco de amor

con un poco de viento.

 

REFUGIO 

Me refugio en la noche cavada en mi silencio

caverna entre hoy y mañana

donde el tiempo duerme cuando mis heridas curo

donde las olas bravías del atardecer no llegan

donde las tormentas esperan afuera arqueando ramas

invitándome

a una batalla por demás tardía.

 

Mis gritos ya no son truenos

ni azules relámpagos mi mirada.

Mi espada, manchada de aire sangriento

enterrada está.

 

Vendado

barreras de tiempo se levantan

pasa el día, el sol brillante y aunque grotesco parezca

espinas también avanzan

entre sombras de olvido

de los primeros rayos de un imposible amor colgadas.

 

ME ENAMORÉ 

Me enamoré

de tu mirada amante

tu voz quebrada

tu inocente perfume.

 

Me enamoré y aún no lo sé

no lo sabes.

 

En secreto respiramos aire de intuición

como la tierra

antes de heredar del cielo diamantes

como la arena

sintiendo frenesí

antes que el mar sobre ella se recueste

y sus poros inunde.

 

Tus ojos y los míos

camino al corazón poseen detrás.

 

Si por cada paso damos, ellos

desean hablar y no callar

la intuición irá muriendo

bajo la espada del nuevo aire

aire de amor.

 

MÁS QUE NUNCA 

Si de la tormenta que creamos enamorados

somos dos nubes perdidas

si cuando calma la brisa hasta la nada queda vacía

si de la lluvia que supo inundar nuestras almas

ultimas gotas ya somos…

 

Más que nunca

voy olvidarte como olvida la tierra a una semilla que germina

y cuando el sol bese los campos que labran mis sueños

me perderé…. como rayo inclinando su destino.

 

Y aunque libre de ti quede y libres mis gritos contenidos

como voz apagándose veré tu luz

hasta que en mi corazón sea…

silencio.

 

RESISTIR 

Irónica

embate la vida con ira.

Por mis sueños me empeño en resistir.

 

Qué más da si usa su arma siniestra

surgirá igual de modesta mi paz

resistiendo sin desvelo, derrotando su tortura.

 

NATURALEZA

cm-arbol-

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

MI JARDÍN 

Si osas pisotear mi jardín

debes saber

que el césped recién nacido

tierno, de tono inocente…

¡Es nuestro descendiente!

 

Si haces que su rostro se hunda

en la tierra que te sostiene

provocarás su muerte

y borrarás de tu pasado

el amor que has sembrado.

 

Mas que pisar mi jardín

te invito a recostarte en él

a sentir, sobre la fresca hierba

que revives tus partes sufrientes.

 

¡No te prives!

Y en el fango lamentes….

 

EL CUERPO ENAMORADO 

Yo no sé qué dice tu cuerpo mudo

pero sí sé

que hablaría si amor sintiera.

 

Y si así fuera, sería espejo sin resistir el reflejo

de las palabras que de el saldrían.

 

Si en la cálida brisa de sus frases pudiera mi ser elevar

a las brillantes estrellas desprendidas de sus letras

lograría comprender.

 

SABOR AMARGO 

El sabor amargo de tu lago cristalino

no impide aunque lo escondas

que mi rostro se refleje.

Ni siquiera detiene las ondas inocentes

que chocando contra tus rocas poco iluminadas

dejan a su paso mis hojas vertidas en un tibio otoño.

Sólo adormecidas

no muertas

ni flotando a la deriva.

 

El sabor amargo de tu lago cristalino

no ahoga de tus sueños ni de los míos lo bueno y hermoso.

Duerme sobre tu piel el montañoso cielo

que una vez acarició tu alma invitándola a sentir.

El azul transparente de mi inconcluso boceto alpino

vestido de agua en lo hondo en un oscuro fondo

yace junto al musgo del tiempo

y a la imagen confusa de tu amor al morir.

 

El sabor amargo de tu lago cristalino

también hoy, de mi propio destino, es sabor.

 

¿Y QUÉ HAY QUE DARTE SI NO SON LIMOSNAS? 

No me dejo atrapar, pero igual me siento enjaulado

y busco en la profundidad de mi bolsillo

el negro

y te lo doy en la boca.

Me dan asco tus dientes y asco me dan tus ojos.

 

Pero se que tienes hambre

te ofrezco la sombra larga del abandono

el hedor a perdida innecesaria

la triste pose del gran melancólico

y las piedras partidas y usadas

y la nota que dejaron las mariposas cuando huyeron

y el polvo en el aire, de otra tierra, pero aquí en mi nariz.

 

¿Que más quieres llevarte de mí?

No tengo más que éstas limosnas

y nada me sobra de mi angustia reciclada.

 

Mejor vete con lo que ofrezco

y sé un buen monstruo, gentil y comprensivo

y aunque te llamen fantasma

tú y yo, sabemos

que con lo que te he dado

serás el mejor en la pesadilla de cualquiera

en una noche, cerrada, oscura, fría

vestido de mi peor sentimiento

luciendo tu viejo traje de conciencia

los zapatos del cuero arrepentido de ser cuero

ese sombrero que tienes, de alas anchas

de donde colgarás mis sueños

algunos, si lo que quieres es impresionar

algunos… aún vivos.

 

LUGAR Y TIEMPO EQUIVOCADOS 

Tal vez

porque no encajo en el espacio

se fragmentan mis sentidos

 

porque a medida que vivo, vivo extraño

sintiendo que los hilos que al pasado me unen

son hilos de otra sangre

 

porque ese pasado parece

un objeto tallado sin mi acuerdo

una historia de lágrimas que no saben a mí

que nunca lloré.

 

porque hay cuñas

que desgarran la carne de mi memoria

cuñas

de lugares que no me pertenecen

de tiempos que no son míos

de lugares y tiempos donde amé y fui amado

 

y porque no sólo, tengo el dolor de esa perdida

también tengo, la sensación de la muerte

que aún no tuve.

 

LATÓN 

Oscura sangre mía

no es de la rosa en mi alma alojada

ni la misma cuando muerto

brotando sin fuerzas

vi salir.

 

Nunca he tenido como ahora

dura y metálica la mirada

con un atardecer, el corazón indiferente

ni al sol en el cielo

sentirlo una esquirla.

 

Siento encierro de carnero obediente

movilizándome por antojos de latón

por órdenes de las espinas de una flor mal pintada

dagas que a olvidar me obligan

el roce de tibio del mundo, calor que amé

cuando por mis poros

la vida entera entraba.

 

ALGUIEN PASA 

Alguien pasa

pasa uno, pasa otro

uno en bicicleta, dos en bicicleta

otro caminando.

 

Pasan autos, van y vienen autos.

 

Algunos no miran y cruzan la calle

algunos doblan y otros siguen de largo.

 

No los miro y los miro

me miran, no me ven

no los conozco ni me conocen

ni a aquél, ni al que viene

ni al que va.

 

A media tarde

pasa el día, pasa de noche

miro… va un perro, viene un gato.

 

Miran mi ventana

atravesando las rejas miro

y en verde miro

del semáforo su luz

y con luz amarilla

el semáforo mira.

 

Y siguen pasando

éste y aquel y aburrida una hoja

y por acá y por allá y por donde pasa todo

pasa mi vida…

 

¡Y no pasa nada!

 

SINÓNIMOS DE AMOR 

Ya no quiero sinónimos de amor

ni peleas de pelear.

No quiero frente a frente al aire remendar, más bien…

abrazar es lo que quiero.

 

Ese abrazo sin brazos sintiendo de verdad

el momento sin escudos ni felpudos

sin perfiles que lustrar.

 

Quiero planicie en las miradas

al paso de las manos eterno despertar

que no bese con sus labios el silencio

mortificando al corazón

cuando en lugar de cielo, techo hay.

 

Quiero sentir los verbos que anhelo

escapar al desatino sin destino

de adjetivos que veo

calificar sin mí

para que esto

amor verdadero parezca.

 

PAISAJE 

Mi cielo es de metal.

Brilla el sol

no muy alto

no muy solo

no muy fuerte.

 

Con una tecla la noche es noche

y mis estrellas alargadas

el aire es siempre el mismo

el viento es viento quieto

y las tormentas son mis tormentas.

 

A mi lado, el río de cemento inmóvil

sortea de cuatro patas las piedras.

En sus riberas, grises plantas florecen

algunas toscas, algunas cuadradas

y árboles no todos de madera

con raíces todas de cobre.

 

Las montañas son iguales y blancas

no hay cumbre, no hay nevada.

Una loma con baranda y un ojo en el horizonte

ojo por donde veo pasar al mundo

que por aquí no pasa.

 

TOMA MI MANO 

Toma mi mano

a ver si truncada encuentras

la línea de amor que se adentra en mi piel

como surco de salvaje estocada.

 

Con tu corazón de diamante

marca el final

y que se derrame mi sangre sobre tu palma

hasta la última gota, tanto como te amo

o hasta que ahogado sin destino acabe el río

si mi mano

has soltado.

 

AQUELLOS GRITOS 

Aquellos gritos contenidos en años

aquellos gritos que escaparon repentinamente

aquellos gritos…

de todas las razones, de ninguna.

 

Aquellos gritos que se hicieron un lugar

aquellos juveniles

por causa individual aislados

muertos antes de nacer

los que juntos brotaron del alma

los del corazón, los de la razón.

 

Viejos

escritos por mis manos

en inmortales páginas

acentos…

de alguno de mis silencios.

 

Aquellos gritos que no extraño

dejaron un hijo que no quise alimentar

muerde mis ojos cada amanecer

mudo muerde

y a veces

devora.

 

QUÉ MÁS PUEDO PERDER 

Qué más puedo perder

si por seguir tu mirada

me voy de la mía.

 

Qué más puedo perder

si a mi vida llegaste

pero tu mundo nunca quiso

y yo un camino, sin estrellas

iluminar no puedo.

 

Qué más puedo perder

si por seguirte sigo ciego

y de tanto deambular

con zapatos rotos va mi amor

llevando la ilusión

que ya perdí.

 

DOS CARGAS Y UNA MULA 

Hemos llegado hasta aquí

con dos cargas

y una mula.

 

Pasaremos la noche.

Dos troncos harán hoguera

y cada uno tendrá su sueño.

 

Temprano saldremos por único camino

y está en nosotros a destino llegar

con las dos cargas

y la mula

viva.

 

¿POR QUÉ…? 

¿Por qué

mientras las alegrías duermen sin soñar

sus semanas tienen hijos muertos?

 

¿Por qué

ser uno por ser alguien

hace que sus ojos mientan

ladrando sin oestes las lágrimas?

 

¿Por qué

sólo unas vetas de su madera usa

si por más distintas caretas

siempre la misma guerra

ya no tiene motivo ni paz?

 

Me pregunto por qué…

 

o si no soy yo más difunto

que días velados por izquierda

al no impedir que en su almohada

de tristezas desahuciada

otra mañana florezca.

 

DÍAS DESBOCADOS 

Son días que la luna no saluda

días por el sol rechazados

de horas insolentes.

 

Tiempo

donde el amor

se pasea en carroza principesca

mientras corren y ladran

falderas ilusiones.

 

Momentos en los que se venden

dolores horneados imposibles de digerir

que soledades ávidamente consumen.

 

En los rincones de estos meses

las miradas arrepentidas

se cuelgan de un espejo.

Romper pretenden

tironeando fijamente

sucios trapos, a sus ojos anudados.

 

Cuando el futuro muerto de hambre

limosna pide, la fe es rechazada

tapada con cartón

obligada a dormir a la intemperie

bajo la desidia parpadeante

de estos días desbocados.

 

MEZCLADOS 

Nadie sabe

que nos mezclamos

ni tu ni yo

que por tragar toda la paz

enviudamos la cordura.

 

Nadie sabe

que nos mezclamos

que al cantar el aire

y respirar de tu voz y la mía

los insultos se divorciaron.

 

Nadie sabe

que nos mezclamos

que la pasión te entregó mi corazón

y a cambio me dio tu manos.

 

Nadie sabe

que nos mezclamos

que vaciamos ojos de tensión

y por tocarnos

las pestañas se estiraron.

 

Nadie sabe

que nos mezclamos

que del sueño que por turnos soñamos

sólo luces consumimos.

 

Nadie sabe

que nos mezclamos

que hoy camino con tus pasos

que tu corres con mi huía

y que lejos… unidos

borrachos oscilamos.

 

DE VUELTA 

Vuelves de tus guerras

arropada de dulzura

ni vencida, ni vencedora

a mis brazos, vuelves

vuelves por fin.

 

100 Grs. DE AZUCAR, UNA PIZCA DE SAL 

Llegan cojas las mañanas y taladran la cabeza

no habrá certezas en ojos

si en pozos se abandona el alma

gritemos con calma, que vuelva el corazón.

 

No es agresión taladrar

es ladrar de la angustia

que mustia no se queda, porque busca solución

aunque sin razón, retener pretende

al amor solemne de un gastado matrimonio.

Dejemos que el demonio se nos salga

que nos valga el agujero,

y con esmero, sin pausa, luz penetre.

 

Que no sean cruz en la espalda

peleas al alba por causas menores.

Sin resquemores hablemos, al aire libre,

y de grueso calibre, no seamos la bala que mata la sinceridad.

Nuestra actividad se debe basar en confesar culpas

pedir disculpas sin más reproches

haciendo sin derroches pequeños acuerdos

como no dejar hecho un cerdo el jabón lleno de pelos

saludar al otro como un hielo, negando una sonrisa

un abrazo que no sea brisa, más bien huracán

y si hay un beso charlatán, mucho mejor.

 

El abrasador acuerdo cumplir hasta la muerte

que sea fuerte, que en la agenda lugar primero tenga

para que renga la mañana

como anciana viuda de amor, nunca más pueda arribar.

 

PÁJAROS Y SOMBRAS  

He visto en tus noches

que pájaros y sombras juegan

saltando entre tus ramas desnudas

descubriendo en tu piel blanca

la sonrisa de un lunar.

 

He visto a tu perfume deambulando libremente

entremezclándose, con las raíces de ternura y de pasión

raíces de ataduras y de otros vuelos

liberadas en paz.

 

Te he visto en ausencia de tinieblas

adueñarte del mundo y reinar

pero ceder

te he visto ceder callada y vencida

cuando callada y vencida la noche

cuando a tus ramas atontadas

regresan las oscuras aves en forma de flor

turbando tu corazón y llenando tu mente

de razones

sin razón.

 

NEURONAS IGNORADAS  

Es mi noche un escondite

donde guardo mi otra vida

y desentraño las marañas

de mis sueños reprimidos.

 

Es mi noche pleno día

que se escapa por el túnel

de cascotes construido

del derrumbe de mortal.

 

Es mi noche quién seduce

sin el freno de mis ojos

y con vuelo de latidos

la razón de mi inconsciencia.

 

Y es mi noche, la noche que libera

del presente rebeliones

y de neuronas ignoradas

insaciables fantasías.

 

¿SABÍAS? 

Cuando percibí la magia del sol en tus ojos

y en el amanecer de tu mirada caí

por saberte mía, mi vida

de sentidos quedó colmada.

 

Hoy

con uno solo de tus suspiros

se hace en mi corazón la primavera, y eres tú

única

bella mariposa

la que vuela en mi cielo más azul que nunca.

 

Contigo pierdo noción de la distancia

no siento el paso ni el peso del tiempo

y te descubro en todos mis pensamientos

estoy por ti atrapado, pero es libertad

es andar y andar sin necesitar de destino.

 

Ahora vivo las esperanzas en el presente

porque haces que en mi lluvia

cada gota sea un sueño cumplido.

 

¿Sabías que te amo

y que siempre quiero perderte

para volver a encontrarte?

 

EL INFIERNO A TU LADO SE MUERE 

Caigo

enfrentándome a todos los monstruos.

Al foso sin fondo.

A vivir muerto en el infierno.

 

Ciego caigo.

 

Cargado de la insolente multitud de despechos

el corazón retorcido

interrogando paredes de la vida.

 

Caigo aferrado a la respuesta inexistente

y como si hubiera en el aire una rama salvadora

me sujeto con fuerza

aún siento esos sueños autorizados a no serlos

entremezclados

asomados por encima de las lenguas

de mi propio fuego.

 

Es el mordisco mortal

que me espera morboso en silencio

pero a tu lado

la noche lo convierte en bostezo

y mi espada y mi escudo

declinan esa vieja esencia de lágrima

que por no caer arrastra

y encuentro al fin, tus manos inconscientes

doblegando mis batallas.

 

El cielo deja de ser rabioso

se hace oscuro y oscuro todo, todo intimidad

con tu piel en la mía

tu respiración puedo respirar

copiando tu cuerpo, apretándome más

y más… mientras se muere el infierno

y ya no caigo.

 

Tú duermes.

 

QUÉ DICEN ESTA MAÑANA 

¿Qué dicen tus ojos?

Hoy no amanecieron condenados

a morir en paredes o techos.

 

¿Qué dicen?… abiertos, sorprendidos, brillantes

luciendo esa serenidad, que hace plumas las miradas.

 

¿Qué dicen?… sin urgencias

sin refugiarse tras muros de carne y sueño

dueños de la luz, puros, desnudos

avanzando y fugando entre aves y pétalos

de tu llanto saciados.

 

¿Dicen acaso, que fueron hechos por la noche

con madera de armonía

o que implementaron con rigor

justas distancias al ayer?

 

¿O hablan, de la ausencia de la hora?

Aquella fiel amiga, habitante de tus párpados

que huyó, antes que el sol asomara

llevándose de tu boca el sabor a soledad.

 

Dicen tus ojos

 

– mientras cruzan de un extremo a otro

por nuevos aires en flor –

 

que hay amor incrustado en ellos

que han descubierto nuevos caminos

nuevos caminos… y otro corazón.

 

A OSCURAS 

Qué feo y qué horrible

es escribir a oscuras sobre las mismas oraciones

confundiendo palabras, con espacios en blanco.

 

Suponer última la letra de una frase

y darla por terminada

dejando su verdad, quebrada, moribunda.

 

Qué feo y qué horrible

es ir sintiendo que lo que se escribe

está escrito un renglón antes, o simplemente

que uno está escribiendo más allá del final.

 

A oscuras los grises enturbian ideas

la hoja se va marcando. Qué feo.

 

¡Qué horrible!

 

Cuando el papel se perfora

y no vemos

la luz detrás.

 

¿DE QUÉ SE TRATA? 

Se trata de cerrar los ojos

y mientras caen las paredes

y el piso se convierte en una nube

se trata de presentir la proximidad sin límites

el acercamiento hasta el borde del contacto

desatando el deseo por tocarnos la piel.

 

Y se trata de la conversación con caricias

del diálogo sincronizado a latidos

de dar paso a los labios

al nacimiento del suave y excitante ardor.

 

Y se trata de respirar

el aire que se va formando con el aire de cada uno

de sentir antes que el beso sea beso

como llega viajando por todo el cuerpo

develando cuanto misterio existe en nosotros.

 

Y se trata de ir sintiéndose dentro del otro siendo uno

 

de eso se trata.

 

MIL AMORES 

Del amor he obtenido

todo lo que nunca quise.

 

Del amor

de un sinnúmero de corazones

que volaron hasta mí

completando espacios en llanto

de ti carentes.

 

De mil amores, ese latido distinto

bosque de sonidos irrepetibles

colmando mi desierto

libres, creciendo en mi cuerpo

pero no en mi alma.

 

Del amor he obtenido

todo

menos

a

ti.

 

EN TI 

Arder hasta mis cenizas.

Tu fuego vivo.

Pincelarme de tierra y lluvia

para infiltrarme a lo más profundo de tu ser.

 

Esas son las raíces mías

que vuelven a nacer en ti

cuando vientos de amor

avivan tu mirada.

 

Y otra vez

acaricio el cielo con mis ramas

fuerte y robusto

hasta que la pasión me madura

y por tus manos

nuevamente

soy hachado, recogido, apilado.

 

Y encendido… tu fuego vivo.

 

EL AMOR DICE BASTA 

Ya no puede latir

ni la sangre correr.

 

¿Qué se hace con un corazón roto?

 

¿Se tira

o se repara?

 

ENAMORADO HE MUERTO 

Anoche no he soportado que me quieras tanto

demasiado amor terminó por matarme.

 

Anoche luego de muerto te sentía

y huir quise

pero como nunca el amor me sujetó

y no hubo lugar donde no te encuentre

donde no me acaricies

donde no me beses.

 

Sin refugio

sintiendo que llenabas los espacios vacíos de mi alma

a vagar comencé

pero el aire de ti estaba impregnado

y mi vuelo, mi vuelo cada vez más bajo

hacia ti nuevamente me llevó.

 

Anoche no quise morir

pero enamorado he muerto y muerto quiero

que hoy

me revivas.

 

POR ESO VINE 

Tu urgencia cambió de lugar mis nubes

y el cielo se negó a ser cielo

fue un estadio, repleto de tus miedos.

 

Como bombas de una guerra, creativos y mortales

vi a tus gritos estallados, perseguidos en silencio.

 

Fue tu ahogo el que me ahogó

y fue en mis entrañas donde cayeron tus lágrimas

aferradas a pestañas, derrotadas

por la noche que te robaba sin miramientos

la misa del aire y los sueños del cuerpo.

 

En el humo de las sábanas

te busqué para arroparte con mi beso

para cubrir tu alma desnuda a destiempo

para que sientas el calor de mi amor loco

ese amor mío

que deseo que te bebas de a sorbos

hasta saborearme la cordura.

 

Vine a disuadirte de que prefieras

que la mañana se fugue también

y que te pierdas de sentirlo todo

todo

aquello que siempre contigo en tu vida vive.

 

Por eso vine

para que des el primer paso

y así ellas, tus cosas

y así yo

nuevamente en tu mundo y juntos otra vez

volvemos a existir.

 

ESTÁBAMOS JUNTOS 

Porque abriste los ojos

justo

cuando yo pasaba.

 

Porque seguiste tu camino

y yo seguí el tuyo, y al alcanzarte

te hablé y te gusté

me hablaste y me gustaste.

 

Porque me miraste y se detuvo el tiempo

y eternamente te miré

y vimos sin ver lo que hoy nos une:

el alma.

 

Porque ya no quisiste irte, ni yo alejarme

me reconociste, te reconocí

y nos dimos cuenta

que en otro tiempo y en otro lugar

habíamos sido uno.

 

Quisimos querernos, pero ya nos queríamos

intentamos estar juntos

pero jamás

habíamos estado separados.

 

MUJERES DISTINTAS 

¿Qué tan distinta puedes ser?

 

Seguramente, tus genes de mujer

llevan inscriptos algunos sufrimientos del pasado

y te han vuelto algo más sensible

que el resto de los mortales, pero…

¿Quién no ha sufrido?

además… ya no es tan así

así… eso de sufrir digo, porque ahora, creo

todos sufrimos.

 

Es probable

que antiguamente la mayor fuerza del hombre

las haya doblegado a través de la historia, pero

¿Quién no se ha visto sometido alguna vez?

además… ya no es tan así, ahora también usan trajes

bueno, depende… no sé.

 

Eventualmente

con o sin amor, con o sin sexo, con o sin

la rutina te invade

porque todos los días, después de trabajar

tienes que planchar, cocinar, lavar, limpiar

¡…ar!

y luego producirte para estar bella

y que todos te vean bella diosa perfumada

y no fea despeinada y sin haberte cambiado de ropa

pero…. mmm…

 

Es admisible que te sientas distinta

sólo por el hecho de poder concebir hijos

y es aceptable que por ahí, quedando embarazada

hasta te cambie el humor

y si es que se te hinchan los senos, los pies y las manos

y si es que junto al útero se te agrandan las caderas

y mucho peor, si es que subes demasiado de peso

porque eso significa

que ya no puedes hacer bien todo lo anterior

y finalmente

finalmente te tienes que preparar para parir con dolor

pero…

pero, ¿Quién no ha tenido hijos alguna vez?

 

Además….

No puedes ser tan distinta… o si?

 

PERSEVERANTE 

Y al fin lograste tocarme

cómo hiciste… no lo sé

no fueron manos, ni apenas besos

pero la mañana quedó corta

cuando tú, extensa, llegaste.

 

No puedo negar mi sorpresa

fui sacudido y removido de mi cueva

llevado a la rastra de los pelos

clavado en tu tierra.

 

Igual demonicé al aire para disimular

porque mis pies colgaban de la silla

y me bebí tu perseverancia in contenida

tal vez feliz, feliz y sorprendido, perplejo

pero de mí, inocentemente de mí.

 

Tantos pertrechos preparados

y ante ti, quedaron boqueando

mirándome con sus caras de juguetes obsoletos

mientras mi ojos se tumbaban huidos

poco recios, poco ojos

y deslumbrados

por el puñal con el que rasgaste el día.

 

No sé cómo pudiste

hacer de todo, la caricia que alejó mi suelo

flotar sin haberlo pensado me disparó

y es cierto que ahora quiero caer más arriba

superando la tierna explosión de pólvora honesta

aceptando que se me incrusten en el corazón

esquirlas, sociables, entrañables

junto a tu irrefrenable necesidad

de acercarte.

 

FORASTERO 

Inalcanzables parecían

pero no lo fueron

y una vez más

arribé al reino por primera vez.

 

Nacían todas para recibirme

enormes

pariendo hijas que parían hijas por doquier.

 

Menudas inocentes, enamoradas

se atrevieron a acompañar mis dos o tres pasos

luego a su muerte marcharon

y llegaron otras, sonrientes

tranquilas, cargadas de ofrendas

estelas de sueños

que dejaron jugando a mis pies.

 

Olas grandes, olas pequeñas… olas

sonrisas de la tarde que no se detuvo

y como no las comprendí

volvieron algunas, a contarme sus secretos

montándome en los ojos, el rostro

de lejano horizonte.

 

Se deslizaron dentro de mí

y allí se quedaron

a salvo de su destino

no derrotadas, si felices

diciéndome esas cosas sencillas

que no supe que significaban

pero que, me volvieron más como él

lleno de olas.

 

CORAZÓN AL HORNO 

Se puede tomar mi corazón

y como si fuera bollo de masa cruda

sin danza alguna, al horno llevarlo.

 

Se lo puede sentir crujiendo

y humeante

se le puede ver la tristeza.

 

Duro por fuera, a gusto de todos

se puede, claro que se puede

sólo hay que atraparlo

cazarlo como si fuera una presa más.

 

¿Es astuto mi corazón?

 

¿O es un corazón idiota?

 

Curioso.

Mi corazón es curioso

y no soporta ser indiferente

y no soporta ser hipócrita

y aún entre las llamas, quiere y debe ser

auténtico.

 

Las redes son su lucha

el amor su triunfo

al horno o no ¡Valiente idiota!

mi corazón entre corazones

jamás dejará de latir.

 

PISADO Y VUELTO A PISAR 

Caminos nuevos que creaste y que creé

se bifurcaron desconocidos

y asediados sin corazón

tuvimos razones, que en huelga

se declararon.

 

Tropezamos con la tozudez de sus piedras

a las que arrojamos lejos… aunque no tanto

porque bien cerca cayeron

y terminamos colgando de sus ásperas manos

un cartón sin despedidas.

 

Venciendo tiempo

doblegando espacios y amontonando nubes

tu mirada y la mía, eran aves perfectas

para resurgir en cielo rojo, rojo

de ignorar en la amargura

y fue así, que nos atravesó por igual la distancia

haciéndonos por el aire

deambular

caer.

 

Y cayendo fuimos espuma.

Y deambulando , para la amistad con sed

fuimos burbujas.

 

Ya no habrá caminos nuevos, ni un camino hueco

sólo huellas del andar, polvo dormido

pisado y vuelto a pisar.

 

Habrá aquí o allá un destino sin retorno

comenzado ayer, muerto ayer, aquí y allá

sangrando el sueño digno de ser revivido

no mañana… sino hoy, hoy, reviviéndolo hoy.

 

TE BUSCO EN MI CORAZÓN 

Pon tu alma en mi corazón.

 

De tu ausencia y de la mía

se desprende

una lágrima silenciosa y ardiente

no de olvido

sino de amor.

 

Y te busco aquí, aquí…. en mi corazón

porque es donde puedo tenerla y tenerte

latiendo la misma canción

soñando

el idéntico sueño

de volver a encontrarnos.

 

CORAZÓN POETA 

Mi corazón es así, poeta

mi corazón es la flor que se abre cuando te siente en él

capaz de derramar esa lágrima, con la que también llora el alma

es ese, que sin brazos te abraza y se aferra a ti

es el que te besa y siente tus besos

bellísimos versos de tus labios.

 

Mi corazón es así

poeta.

 

¿Y SI NO FUERA POR LA PALABRAS? 

Sin las palabras que me enseñaron

sin las palabras que me moldearon

más libre para expresarme sería

y no conocería límites, pudores

 

sería yo… yo entero

 

mejor que una pintura

natural como una flor

o como un ave

y mi poesía

sería Ser.

 

Y si fuera sin palabras

y tu no fueras como yo…

 

¿Podrías entenderme?

 

MIS LABIOS POR MIL AÑOS 

Hace mil años que se perdieron

en lo inhabitable

besando desorientados

sin besar a nadie.

 

Y todos los besos que conocieron

fueron eso… sólo besos

besos de almidón

besos del polo sur y del polo norte

besos borrachos de pereza

besos cocidos a mano y mal unidos

besos, besos… besos.

 

Ninguno… como los que salen de tu boca

agazapados

haciéndose los dormidos, pero espiando

y al primer movimiento de mi rostro

lanzándose al vacío y sabiendo

que de mis labios terminarán colgados

meciéndose como si estuvieran en cunas

extrovertidos, inmaduros

desfachatados.

 

Ninguno se atrevió

como los tuyos

a inquietarme

dejando un sendero de deseo

y en mis venas, la sangre atropellada

siguiendo ese camino desenfrenado, esperado

que durante mil años

quise tener.

 

BORRACHA DE AMOR 

Así está mi mañana

sobre la noche recostada, aferrando su mano

perfumándose de dulce oscuridad.

 

Así está mi mañana, abrazada, ojos cerrados

evitando que se rastrille de placer y de pasión

la hora tres.

 

Así está mi mañana

entre suaves nubes que besan su piel

convenciendo a las últimas estrellas

a que no sigan

por el aire entretenidas.

 

Así está mi mañana, despidiéndose de su velo

y descubriendo su rostro de día

exhibiendo desnudo su cuerpo… así

borracha de amor.

 

Azul Morrell

 

 

 

(Visited 78 times, 15 visits today)