¿REENCARNACION Y KARMA?

¿REENCARNACION Y KARMA?

por Martha Larios – México –

 

Estamos enlazados por un vínculo muy fuerte,
Fuimos unidos hasta que la muerte nos separó,
Más este vínculo se mantuvo vigente.
Y nos sustrajimos de nuestro triste pasado,
Para reencontrarnos en el tiempo presente
Gilberto Angel Rodríguez Sánchez
(Fragmento Poema Reencarnación del amor)

Era el amanecer de una mañana airosa y fría de febrero. Margarita estaba en su mullida cama, cubierta con un cobertor abrigador, se estiraba tratando de despertar totalmente después de un sueño que la dejó muy pensativa, y del cual no podía recordar todos los detalles. Algunas interrogantes daban vueltas en su cabeza. Existe la reencarnación y el karma?

En sueños habían venido a su mente muchos eventos con los que jugaba. Todo era muy extraño. Fue como haber repasado parte de su vida mientras dormía.

Ahora que era adulta, como era ya costumbre, se había reencontrado con el hombre que tanto le gustaba cuando era una jovencita. Habían platicado de tantas cosas que tal vez, eso había provocado esa revolución mental. Y es que era muy reflexiva y analítica, no podía dejar de tener presente todo eso. Así que fue hilando la historia.

Nacieron en el mismo lugar, con diferencia de cinco años de edad. Vivieron parte de su juventud ahí mismo. Se hablaban poco, porque eran tímidos, pero siempre se miraban y saludaban, se gustaban pero nunca lo decían. Ahora se preguntaba por qué? Así debía ser? Tal vez, porque todo en el universo tiene un ritmo perfecto.

Todavía jóvenes, vivieron en lugares alejados, por lo que se veían muy poco, pero a través de amigos, sabían uno del otro y siempre se enviaban cariñosos saludos.

La familia de él, de Medio Oriente y curiosamente, ella ya visitó ese lugar, siente que no solamente fue, sino que ya había vivido ahí antes, pues todas las tradiciones, costumbres, alimentos, y otras cosas no le eran desconocidas. En su interior, sabía que El ya había sido su pareja allá.

El ha regresado al mismo pueblo donde vivieron su infancia, y se han reencontrado sin la timidez que los caracterizaba. Así que ahora se entienden muy bien. Todo encaja a la perfección, de hecho son muy parecidos en sus gustos. Cada vez se sorprenden más de que les agrade lo mismo. Aunque nunca han estado juntos, tienen los mismos detalles, gustos, actitudes, opiniones, etc.

Sienten una atracción y un amor tan grande, como si fuera de toda la vida. O las vidas?.

Siguieron su vida personal e independiente. Sin pensarlo, y sin explicaciones, decidieron reencontrarse cada cierto tiempo. Se llaman, comen, beben, charlan, juegan, bailan, se aman, disfrutan su compañía. Es normal para ellos.

Los años han transcurrido con normalidad, pero cada vez con mayor entendimiento.

De pronto el sonido del teléfono la volvió a la realidad, y estirándose en su cama tuvo un último pensamiento al respecto. Dios…Volveremos a estar separados o juntos la próxima vida? Será como el hilo rojo del que hablan los orientales?

(Visited 18 times, 4 visits today)