Gringo Viejo

GRINGO VIEJO

por Claudio Bringas (Canadá)

A lo largo de la historia del cine se han realizado muchas películas que abordan temas históricos de una nación. Algunas de estas películas han tenido lugar en América Latina, centrándose en la lucha de la gente contra un turbulento ambiente político. Entre estas naciones se encuentra el caso de México, donde una variedad de películas se han enfocado en la pobreza, opresión y la injusticia, pero sobre todo, es la Revolución Mexicana el tema que ha sido abordado más que cualquier otro tema histórico. Muchos cineastas han estado interesados ​​en contar su versión de este proceso histórico debido a la importancia transformacional que ésta tuvo en la sociedad mexicana. Es más, no solo los cineastas mexicanos, sino que también producciones estadounidenses han narrado este hecho histórico. Old Gringo (Gringo Viejo) es una producción estadounidense dirigida por el cineasta argentino Luis Puenzo, en 1989, que se centra en la Revolución Mexicana. Basada en la novela Gringo Viejo de Carlos Fuentes, esta narra la desaparición de Ambrose Bierce, un periodista estadounidense.
                             
                Old Gringo es una película que nos cuenta muchas cosas sobre un momento importante en la historia de México. Bierce y su viaje a México nos ayudan a explorar y aprender más sobre este país y su relación con los Estados Unidos. Es obvio que el propósito del director es hacernos entender los orígenes de la Revolución Mexicana y explicar cómo diferentes tipos de personas representaron este conflicto. Cada personaje nos muestra un aspecto diferente de México. Primero, está el personaje de Ambrose Bierce, interpretado por Gregory Peck, quien representa la fascinación del “primer mundo” por lo exótico. El general Arroyo, interpretado por Jimmy Smits, es el joven idealista que lucha por lo que cree que es correcto y justo. Y finalmente, está el personaje de Jane Fonda, Harriet Winslow, que se da cuenta de que ha estado ciega toda su vida y que quiere alcanzar al menos un importante logro en su vida; en este caso, ir a un país del “tercer mundo” para enseñar a los hijos de una familia mexicana adinerada.
               
                A lo largo de la película podemos observar cómo México es captado por Puenzo. Es así como vemos la lucha contra la opresión que se desarrolla en un paisaje y clima seco y hostil.  Esto corrobora el entorno con el que la gente tuvo que lidiar y, por lo tanto, da una mejor comprensión de las razones detrás de la Revolución Mexicana. La lucha de la gente se puede observar específicamente cuando los revolucionarios llegan a la hacienda de Miranda y se desata una batalla contra los federales. Los federales representan no solo a los Mirandas sino que también representan a todas las fuerzas del establecimiento. Esto es el resultado de muchos años de abuso y opresión por parte del gobierno contra la gente. Otros aspectos de México que nos muestra Puenzo son algunas costumbres como la forma en que los mexicanos tienen sus celebraciones o “fiestas”. Esto se puede ver cuando Harriet llega a Chihuahua y hay una celebración de año nuevo que se está llevando a cabo. Todas las personas se reúnen en las calles y en los restaurantes, comiendo, bebiendo y jugando con fuegos artificiales. Este tipo de reunión también se ve en otros países latinoamericanos, pero es la música la que lo hace distintivamente mexicano. La música no solo está presente en la celebración de año nuevo, sino también en otras reuniones que son populares entre la gente. Este tipo de música,
representado por canciones llamadas “corridos”, fue la que se utilizó comúnmente durante la Revolución Mexicana. A veces estas canciones se usaban para contar historias sobre ciertos temas. Se puede ver un ejemplo de esto cuando los campesinos están cantando un “corrido” sobre Tomás Arroyo y las razones de su cambio de comportamiento.
     
                La representación de las mujeres es otro aspecto importante a considerar sobre esta película. Las mujeres se ven aquí como un componente vital de la Revolución. Podemos ver claramente que están luchando hombre a hombre junto a sus hombres. Harriet, se sorprendió profundamente cuando comprendió cómo las mujeres mexicanas participaron en la Revolución, ya que estaba acostumbrada a la idea de que solo los hombres luchaban en las guerras. Esta es una diferencia entre las dos naciones e indica la diferencia de cómo las dos naciones vieron sus guerras. Los mexicanos lucharon por lo que creían correcto y justo, y todos participaron, mientras que los estadounidenses enviaron sus tropas a la guerra a otro lugar y no tenían la pasión o el idealismo que tenían los mexicanos. El otro aspecto sobre las mujeres que es importante mencionar es la sorpresa que Harriet tiene cuando conoce a una mujer que le dice que es una prostituta. Está sorprendida porque probablemente nunca antes se había encontrado con una prostituta ya que vivía en “una burbuja” y no tuvo la oportunidad de vivir en el mundo real. Otro aspecto significativo sobre la representación de las personas en esta película es el analfabetismo. La mayoría de las personas que participaron en la Revolución no sabían leer ni escribir. Esto confirma una vez más las condiciones en que vivían los campesinos.
       
                Lo que Old Gringo nos dice acerca de México puede explicarse con más detalle por las acciones tomadas por los personajes principales, Harriet Winslow, Ambrose Bierce, y Tomás Arroyo. Harriet, que pertenece a una familia estadounidense de clase media alta, siente que no ha hecho nada significativo con su vida. Ella le dice a su madre que está cansada de mentir sobre su padre. En realidad, no murió, sino que abandonó a su familia al no regresar a casa de la guerra hispanoamericana en Cuba. Harriet piensa que debe hacer algo importante en su vida y cree que ir a México para enseñar inglés a niños ricos es lo correcto para satisfacer el vacío que siente. Esta visión idealista que tiene Harriet es característica de cómo los estadounidenses han visto el “tercer mundo” a lo largo de la historia. En este caso, México representa el tercer mundo con muchas características que lo hacen exótico y atractivo para los estadounidenses. Ambrose se encuentra en una situación similar en la que está decepcionado de los “escritores corruptos” y quiere una aventura final antes de su despedida. Ha escrito muchas novelas y ha visto muchas cosas a lo largo de su vida. Llega a la conclusión de que ya no quiere ser parte de un mundo cínico, donde las mentiras son comunes en la vida cotidiana. Al igual que Harriet, Ambrose también quiere dejar atrás una vida que no le ha satisfecho, y buscar una nueva aventura en una tierra exótica. Se siente atraído por el idealismo de la Revolución Mexicana y quiere luchar por el ejército de Pancho Villa. Desafortunádamente para él, los méxicanos no lo respetan ya que éstos ven a los estadounidenses como personas que quieren escapar de su país para probar algo nuevo, desconocido y aventurero, y no necesariamente por las verdaderas razones por las que la gente lucha por su libertad. Un ejemplo de esto es el hecho de que Arroyo y sus hombres se ríen de Ambrose cuando dice que quiere pelear con Villa. Esto también se puede ver cuando sugiere que el Coronel sea ejecutado antes de lo previsto. Arroyo dice que los estadounidenses son buenos para dar ideas pero no son lo suficientemente valientes para actuar y que Estados Unidos quiere que los mexicanos luchen entre ellos. Esta es una crítica directa a la política de los Estados Unidos en países del tercer mundo, como fue el caso de México.

                Los dos personajes, Ambrose y Harriet, tienen una situación similar que se ha repetido a lo largo de la historia. Aquellos que viven una vida cómoda en un país desarrollado sienten que deben recorrer el mundo. Quieren salir y explorar un mundo nuevo, diferente al suyo, por lo tanto, van donde hay ideas y acciones que los atraen. Ambrose reconoce que la Revolución pertenece al pueblo mexicano y que ellos pueden combatirla como quieran. En este caso, México fue ideal para atraer a muchas personas, no solo estadounidenses sino también a personas de muchos otros países. El concepto de personas que luchan contra la opresión, que luchan por su libertad, es una imagen que siempre es atractiva.
     
                El personaje de Tomás Arroyo nos permite explorar y comprender muchos aspectos sobre México que se proponen en Old Gringo. La película trata de explicar las razones detrás de la Revolución y esto se logra a través de él. También es un campesino, al igual que el resto de los oprimidos, que crecieron en la hacienda donde vivía su familia. Old Gringo nos muestra cómo estas personas fueron tratadas por sus amos o “patrones”. Un ejemplo de esto es el caso de Arroyo. Su madre fue violada por el “patrón”, el Sr. Miranda, y más tarde se vio obligado a vivir no solo en la hacienda, sino también a obedecer y respetar a su amo. La película nos dice, a través de Tomás, que cosas como estas eran muy comunes y que sucedió no solo en esa hacienda, sino también en todo México. Una vez que creció, ya no pudo tolerar esta situación y se vengó con sus propias manos. Fue esta situación la que lo puso en una posición de autoridad, ya que fue seleccionado por su pueblo para liderar la lucha contra el establecimiento. Arroyo va incluso más allá al decir que “una vez que se dio cuenta de que tenía que vengarse, Villa lo convirtió en general de la Revolución”. Su papel como general de la Revolución estaba en contradicción con el hecho de que él era un Miranda. Los Miranda representaban todas las cosas contra las que luchaba. El problema fue que una vez que cumplió la misión en la hacienda, no siguió las órdenes de Villa de irse a la siguiente ciudad, sino que permaneció en la hacienda obsesionado con la idea de que la tierra le pertenecía a la gente. Tenía razón al decir que las personas eran los verdaderos dueños de la tierra y que les habían robado, pero se volvió codicioso, egoísta y se transformó en lo que más odiaba. Esto representa un problema común en México y el resto de América Latina. Una vez que un determinado grupo político o revolucionario gana poder y corrige deficiencias dentro de un país, se olvidan de las verdaderas razones de la lucha. Los problemas que fueron la causa principal de la lucha se olvidan y las personas que ahora están en el poder realmente no se preocupan por resolverlos. Después de un período de tiempo, otro grupo se forma para luchar por los nuevos ideales de igualdad y para corregir los errores del pasado. Esto explica por qué ha habido tantas revoluciones, luchas y golpes de estado a lo largo de la historia latinoamericana.
   
                Old Gringo  propone no solo explicar las razones principales detrás de la Revolución, sino también mostrar cómo fue vista por otros países, en particular los Estados Unidos. Hay muchos aspectos de México que se exploran en Old Gringo, la mayoría de los cuales se pueden ver a través de las vidas de los tres personajes principales. Cada uno de ellos representa un lado diferente de México, lo que nos da un punto de vista diferente. A través de Harriet y Ambrose podemos ver la fascinación que los estadounidenses tenían con los ideales de la Revolución, ideas totalmente nuevas y diferentes de las que estaban acostumbrados. Con el carácter de Tomás podemos entender más claramente los sufrimientos de los oprimidos, sus luchas y las razones detrás de la Revolución.

(Visited 6 times, 2 visits today)